Pandemia cierra 60 bares y antros en Puebla

Los negocios medianos y pequeños fueron los más afectados por no contar con el recurso suficiente

Pese a la reactivación económica al 100 por ciento en el estado de Puebla, 60 centros nocturnos no volvieron a abrir sus puertas debido a la crisis económica que les generó la pandemia por la Covid-19.

Guillermo Méndez Morales, representante de la Asociación de Empresarios de la Vida Nocturna, precisó que antes de la emergencia sanitaria existían 200 establecimientos del sector en territorio poblano, pero solo pudieron sobrevivir 140 de ellos.

Los antros, bares y discotecas pequeñas y medianas fueron las más afectadas, pues no contaron con el recurso suficiente para financiar sus gastos tras un año y nueve meses de cierre.

  • Leer más SAT: Cómo agendar una cita en línea sin ‘hacer fila’ y paso a paso

“Estamos hablando que el 30 por ciento de empresas cerraron definitivamente, pues ya no tuvieron con qué pagar sus gastos corrientes. (…) Las afectaciones se dieron en los antros pequeños y medianos porque a diferencia de los grandes, no tuvieron capital suficiente para reactivarse”, precisó.

Otro factor que influyó en el cierre definitivo de 60 centros nocturnos, fue la falta de apoyo por parte de las autoridades, pues de acuerdo al representante del sector, no hubo ningún tipo de apoyo durante el confinamiento.

Esta situación obligó a muchos dueños de antros o bares, a instalarse en otros estados de la República Mexicana donde no había muchas restricciones, como en Tlaxcala, Ciudad de México, Estado de México, Veracruz y Quintana Roo.

La reducción de este tipo de establecimientos se nota principalmente en la zona de San Andrés Cholula, Angelópolis, Avenida Juárez y Huexotitla.

Méndez Morales precisó que esta situación dejó sin empleo a 2 mil personas, entre las que se encuentran meseros, valet parking, garroteros y los que preparan bebidas.

  • Seguir leyendo Aseguran siete pipas y un contenedor de gas LP tras cateo en Xochimehuacan

Finalmente, comentó que sus expectativas para el 2022 son buenas, pues podrían alcanzar las cifras que tenían antes de la pandemia, siempre y cuando la sociedad y empresas continúen respetando las medidas de seguridad e higiene para prevenir otra ola de contagios.

“Esperamos algo positivo el próximo año porque la gente está respondiendo bien y está retomando su vida normal. (…) En 2022 tendremos mejores números, pero todo depende de la gente, gobierno e iniciativa privada”, concluyó.

Pese a la reactivación económica al 100 por ciento en el estado de Puebla, 60 centros nocturnos no volvieron a abrir sus puertas debido a la crisis económica que les generó la pandemia por la Covid-19.

Guillermo Méndez Morales, representante de la Asociación de Empresarios de la Vida Nocturna, precisó que antes de la emergencia sanitaria existían 200 establecimientos del sector en territorio poblano, pero solo pudieron sobrevivir 140 de ellos.

Los antros, bares y discotecas pequeñas y medianas fueron las más afectadas, pues no contaron con el recurso suficiente para financiar sus gastos tras un año y nueve meses de cierre.

  • Leer más SAT: Cómo agendar una cita en línea sin ‘hacer fila’ y paso a paso

“Estamos hablando que el 30 por ciento de empresas cerraron definitivamente, pues ya no tuvieron con qué pagar sus gastos corrientes. (…) Las afectaciones se dieron en los antros pequeños y medianos porque a diferencia de los grandes, no tuvieron capital suficiente para reactivarse”, precisó.

Otro factor que influyó en el cierre definitivo de 60 centros nocturnos, fue la falta de apoyo por parte de las autoridades, pues de acuerdo al representante del sector, no hubo ningún tipo de apoyo durante el confinamiento.

Esta situación obligó a muchos dueños de antros o bares, a instalarse en otros estados de la República Mexicana donde no había muchas restricciones, como en Tlaxcala, Ciudad de México, Estado de México, Veracruz y Quintana Roo.

La reducción de este tipo de establecimientos se nota principalmente en la zona de San Andrés Cholula, Angelópolis, Avenida Juárez y Huexotitla.

Méndez Morales precisó que esta situación dejó sin empleo a 2 mil personas, entre las que se encuentran meseros, valet parking, garroteros y los que preparan bebidas.

  • Seguir leyendo Aseguran siete pipas y un contenedor de gas LP tras cateo en Xochimehuacan

Finalmente, comentó que sus expectativas para el 2022 son buenas, pues podrían alcanzar las cifras que tenían antes de la pandemia, siempre y cuando la sociedad y empresas continúen respetando las medidas de seguridad e higiene para prevenir otra ola de contagios.

“Esperamos algo positivo el próximo año porque la gente está respondiendo bien y está retomando su vida normal. (…) En 2022 tendremos mejores números, pero todo depende de la gente, gobierno e iniciativa privada”, concluyó.



Fuente de Informacion

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *